Cinco avances tecnológicos sin los cuales no puedes vivir y fueron creados por mujeres

Cualquier día de tu vida sería muy diferente sin estos inventos

Aunque estemos acostumbrados a pensar que solo cosas relacionadas con dispositivos electrónicos son tecnología, en realidad esta es cualquier conjunto de conocimientos aplicados para resolver un problema: así que por supuesto tu celular es tecnología, pero la silla en la que te sientas o un lápiz, también lo son.

Hoy, en el Día Internacional de la Mujer, recordamos a cinco mujeres y los inventos que hicieron, sin los cuáles nuestra vida cotidiana sería más complicada o al menos, muy diferente.

Día de la Mujer: Imágenes con frases feministas del 8 de marzo | UN1ÓN |  Jalisco

Filtros de café
Te levantas y vas a la cocina para prepararte tu café matutino: en tu alacena buscas los filtros de papel para la cafetera y tal vez no lo sabes, pero estos existen gracias al ingenio de Melitta Bentz.

Esta ama de casa alemana buscó una alternativa a los percoladores metálicos que dejaban un gusto amargo en el café, y a los filtros de tela que eran poco prácticos.

Así, Melitta diseñó los filtros de papel, para los que recibió la patente en 1908. Posteriormente fundó la compañía que lleva su nombre y que aún fabrica filtros de café en nuestros días.

Bluetooth y Wi-Fi
Mientras tomas tu café revisas las noticias del día en tu celular, gracias a que estás conectado a una red Wi-Fi, que no sería igual sin las ideas de Hedy Lamarr.

Nació en 1914 en Austria, con el nombre de Hedwig Kiesler. Desde niña tuvo dos intereses: el teatro y la tecnología. Creció para convertirse en una actriz de la época de oro de Hollywood, donde fue nombrada como “la mujer más bella del mundo”.

Pero Hedy también tenía una mente brillante, y aunque consideraba su interés por los inventos como un pasatiempo, en 1942 recibió la patente por un “sistema de salto de frecuencias”, que diseñó con la intención de usarse en tecnología militar, pero que años después usamos como base de la seguridad de dispositivos Bluetooth, Wi-Fi y GPS.

Telas que no se arrugan
Entonces, llega una notificación a tu celular: aunque llevas meses trabajando desde casa, tu jefa escribe que es urgente que vayas a recoger algo a la oficina. Así que corres a cambiarte y encuentras ese pantalón que siempre está presentable aunque no lo planches.

Esto se lo debes a Ruth Rogan Benerito, una química estadounidense que en la década de los 1950, inventó un proceso que hace que los tejidos de algodón sean resistentes a las arrugas.

El limpiaparabrisas
Sales de casa con prisa, te subes a tu auto y empieza a llover: es una suerte que existan los limpiaparabrisas, que se los debemos a Mary Anderson.

Mary tuvo la idea de desarrollar este dispositivo después de observar cómo un conductor de un tranvía se esforzaba por ver a través del parabrisas húmedo, en un día frío en Nueva York. En 1903 recibió la patente por este invento.

Kevlar
El piso está mojado y aunque respetas los límites de velocidad, debes confiar en los frenos de tu auto.

En el sistema de frenado de disco se encuentran las pastillas, diseñadas para generar fricción y así bajar la velocidad. Dependiendo del material del que están hechas será la potencia de frenado.

Durante mucho tiempo se usaron asbestos, que eran efectivos, pero tóxicos, así que se han sustituido por otros materiales, como el Kevlar, un polímero que fue desarrollado por la química estadounidense Stephanie Kwolek en 1965.

El Kevlar es tan resistente que se usa en chalecos antibalas, naves espaciales, neumáticos, y como también es resistente al fuego, con él se fabrica equipo de protección para bomberos.

Entonces, si y llegaste a tiempo a tu destino -después de haber tomado un buen café y con ropa presentable-, puedes agradecerle a cinco mujeres. Al menos a cinco.